jueves, 7 de abril de 2016

Obtén el máximo de tu máquina vending. Consideraciones para un sólido plan de negocios

Estás o estuviste convencido al conocer sobre el tema de máquinas vending pero no todo ha sido tan perfecto como sonaba en papel. Posiblemente ha sido por haber saltado al vacío sin objetivos, a veces sin siquiera pensar en cuál zona era la mejor (que regresamos a definir objetivos). A continuación te mostramos algunos factores y pasos que debes considerar para que tu negocio funcione de forma sana:

¿Por dónde comenzar? Empezando por contestar algunas preguntas

    ¿Cuántas horas estás dispuesto a trabajar?
    ¿Piensas en desarrollar el negocio para luego traspasarlo o heredarlo a tus hijos algún día?
    ¿Es una actividad para realizar pensando en el retiro de otras actividades?
    ¿Tendrás que entrenar a alguien para que lleve el negocio por ti eventualmente?
    ¿Ya cuentas con el capital para invertir o piensas armar el negocio de ceros?
    ¿Quieres tener una agenda flexible o apartar tiempo para estar con tus seres queridos?
    ¿Con qué recursos cuentas ahora? Alguien con buenos contactos tendrá el trabajo más fácil que una persona nueva para la zona.
    ¿Tienes espacio para almacenar o un vehículo que puedas utilizar para transportar productos de resurtido?
Una vez que estás convencido y que puedes contestar estas preguntas, incluso si toma semanas en hacerlo, hay que hacer algo de números:
Dependiendo de los objetivos que deseas alcanzar se definirá el esfuerzo e inversión necesarios para ello. Siendo que cada plan es distinto para cada individuo, presentamos unos números base para darse idea de lo que se tiene que invertir y las posibles ganancias:
Como inicio, se puede iniciar pequeño con la inversión de $69,000 pesos MXN para una máquina (precio aproximado para el modelo DN5800 BEVMAX 4 con MEI7000).

Considerando un punto con 100 personas diarias (flujo de transeúntes o cautivos de empresa), de los cuales:
-   Se considera que un 80% de ellos consume
-   El consumo promedio por persona es de 14 pesos diarios

Esto nos produce un ingreso mensual estimado de $16,800 pesos MXN al mes, permitiendo que en un lapso de 10 meses se recupere la inversión inicial.

El estimado de retorno se hace pensando en un modelo con el propietario del equipo haciéndose cargo tanto de la administración como de las rondas para recolección de ingresos, resurtido y mantenimiento. En caso de contratar operadores u otros servicios, se tendrá que recalcular el retorno para considerar estos gastos.

Las consideraciones para este modelo de negocios se limitan al adquirir el equipo. Se necesita considerar un colchón para  mantener la máquina en óptimas condiciones; posibles reparaciones que vayan más allá del alcance de la garantía y la carga o resurtido de productos en la máquina para los primeros meses, mientras se va capitalizando y se vuelva autosuficiente.

Como notas finales, unas de las principales razones por las que estos negocios fallan es por la falta de planeación, desconocer la zona en la que se instala la máquina y el no ser capaces de esperar a que la máquina vaya generando ingreso y pagándose. Se recomienda en lo posible tener solvencia para esperar la vuelta del año, en lo que se recupera la inversión inicial, incluso guardar las ganancias para ir desarrollando tu red de máquinas.
Fuentes: vendinghow.com, Small-business-ideas-branded-by-passion.com; El Vending - un negocio rentable (Alfonso Tabarés Villamarín, 2015)





Conoce más sobre sobre Máquinas Vending haciendo clic aquí




Conoce los hechos y tips para el éxito en el vending.

Cuando comienzas en el mundo del vending hay muchas cosas que se desconocen. Uno de los principales puntos, incluso antes de adquirir una máquina es el recorrer el territorio y reconocer las oportunidades. Debemos encontrar las zonas donde hay más concentración de personas e identificar perfiles, para definir según zona e intereses el tipo de productos que se pueden ofrecer.

La ventaja que se tiene al inicio es que el proceso de resurtido y recolección de dinero acumulado no requiere mucho tiempo. Con la práctica incluso puede hacerse en cuestión de unos minutos; los primeros meses puedes ir con más frecuencia para revisar consumo y definir tu programa de resurtido y recolección.

El problema verdadero es al tratar de surtir en una zona con mucho tráfico o en instalaciones de alguna fábrica. Tendrás que planear bien tus tiempos y ruta para encontrar los momentos más tranquilos y contar con carritos plegables o “diablitos” para facilitar el ingreso. Más aún, al ser más de una máquina las actividades se multiplicarán; con una buena planeación de ruta podrás seguir realizando el surtido tú mismo, antes de requerir apoyo.

Entre las actividades de realizarse, se encuentran las siguientes:
  • Programación de rutas para visitar a todas las máquinas, o dividido en dos o tres rutas en caso de ser un número considerable de máquinas.
  • Recolectar el dinero acumulado en las máquinas.
  • Dar limpieza a las máquinas.
  • Surtir de nuevo producto a la máquina y retirar producto expirado o dañado.
  • Asegurar que las máquinas están en excelente estado de servicio.
  • Reparar fallas menores al equipo en caso de presentarse.
  • Llamar y coordinarse con personal de servicio técnico para resolver las reparaciones más complicadas.
  • Realizar papeleos:

a)Tramitar y renovar licencias de operación en los periodos establecidos
b)  Realizar cortes de caja según las rondas de surtido y mantenimiento y
c)  Enviar a despacho contable los reportes con cada cierre de mes.
  • En día de surtir, comenzar el día temprano es preferente para evitar tráfico de horarios pico.


Ahora la gran incógnita: ¿Cuánto se puede ganar?
Va en relación al lugar, el número de gente que pasa y el tipo de producto que se vende. Mientras que puedas llevar el negocio tú mismo, tendrás más utilidad por ahorrar en sueldos.

Un ejemplo sencillo considerando un flujo promedio de 40 personas va así:
-Pensando que de todos los individuos sólo el 80% nos compra un estimado de 14 pesos diarios cada uno,
-se tendría alrededor de 5,500 pesos de ingreso estimado al mes ($5,510.40).

Hay otras consideraciones, como la posibilidad de poner dos máquinas en el mismo sitio con más variedad de producto, o mayor flujo de personas o proveedores que te ofrezcan mejores precios por el mismo producto, pero se puede ver que ofrece números llamativos para una máquina que hará la mayoría del trabajo y que sólo necesitas invertirle un par de horas a la semana para monitorear el consumo.


Igualmente, el dinero recolectado podrá reingresar a manera del resurtido de producto y que el negocio se vuelva autosuficiente y llegue más pronto al punto de equilibrio.





Conoce más sobre el negocio de Máquinas Expendedoras haciendo clic aquí




Un amigo puso máquina vending y le fue mal ¿Por qué? ¿No es negocio el vending?


Como aclaración inicial, el iniciar con un negocio de máquinas vending no hará que instantáneamente recuperes tu inversión. Requiere de investigar, planear y dedicarle tiempo de calidad para echar buenas raíces y que el negocio con el tiempo se vuelva rentable.


El principal factor a cuidar es la ubicación. Debes estar bien enterado del flujo de personas que pasan por ahí, o el número de empleados que están en el edificio que elijas, para saber cuánto potencial de ingreso tiene. La ubicación puede ser la gloria o la perdición, por lo que merece su tiempo para analizarse y tomar una decisión informada.

La clave será encontrar sitios con alta concentración o flujo de personas, para que nuestra máquina tenga las mejores posibilidades. Las salidas de los supermercados, las escuelas, salas de espera en hospitales son sitios muy atractivos, pero por lo general ya están saturados. En casos de empresas grandes, aunque las posibilidades son lucrativas tienden a solicitar una comisión del 10 al 20% de las ventas brutas para considerarte; si recién comienzas en esto corres el riesgo de agotar tu capital semilla antes de ver los frutos. Se recomienda ir primero por los negocios pequeños, que tienen menos trabas para considerarte y puedes con mayor facilidad hablar directamente con los dueños, el paso clave para el acuerdo.

Las máquinas grandes de snacks y refrescos pueden colocarse en oficinas, plantas, call centers, en especial aquellos de nueva creación, pues es probable que aún no tengan. En el caso que ya tengan máquinas, aún puede negociarse con mejor precio o servicio, o el caso que su proveedor de máquinas actual no tenga el surtido que ellos deseen.


Uno de los fuertes argumentos para conseguir espacios es la productividad resultante de contar con despachadores con alimentos, bebidas y suministros varios dentro del lugar de trabajo:

*Compra fácil y los empleados no pierden tiempo.
*Mejor control de artículos, evitando posibles casos de robo.
*Servicio adicional para beneficio de los empleados y clientes.

Aparte de estos beneficios, no requieren esfuerzo alguno por parte del propietario, para surtir nuevo producto o dar mantenimiento.





Conoce más acerca de Máquinas Vending haciendo clic aquí



¿Qué es el vending? ¿No se trata sólo de papas y refrescos? Conoce los tipos de máquinas vending que existen.


Seguro te has topado en escuelas y oficinas, las máquinas de venta automática o “vending”. Por lo general son un alivio encontrarlas cuando estás en el trabajo o en una sala de espera y no hay nada cercano. Vender bocadillos trae sus ganancias, pero esa sólo es una de tantas aplicaciones; te presentamos los diferentes tipos de máquinas que hay en el mercado:

Dulces y refrescos. El modelo que principalmente asociamos con una máquina vending. Incluso en los sitios más remotos podemos encontrar una máquina de este tipo para conseguir algo para el antojo pasajero.

Café. Esta máquina para dispensar bebidas calientes puede preparar café, té, o chocolate caliente. Normalmente colocadas en sitios con oficinas, universidades o algunos centros comerciales.

Comida Caliente. Ideales para vending público o tiendas de conveniencia con servicio de 24 horas. Pueden ser planchas que calientan el producto, o un horno de microondas automatizado, que entrega al consumidor un plato ya calentado y listo para comerse.

Palomitas. Elabora esta delicia al momento, sin grasa ni aceites, para dejar a tu elección el cómo aderezarlas o comerlas al natural.

Máquina de pan. Pueden funcionar 24 horas al día sin sacrificar el sabor, pudiendo competir con las panaderías tradicionales. Versátil en cuanto al tipo de pan que puede preparar.

Periódicos y revistas. Para la población que sigue buscando los medios de comunicación análogos, pueden ofrecer una amplia variedad de publicaciones y con una muy práctica operabilidad.

Expendedora de hielo. Ecológica y práctica, sin requerir interacciones de un empleado para que los consumidores compren hielo a mitad de la noche.

Máquina de helados. Un sistema algo reciente, su diseño y sistema de refrigeración permiten tener productos a -24 grados para asegurar su óptimo estado.

Cambio. Cambio de monedas, efectivo o crédito por monedas especiales o “tokens”, para lavanderías, autolavados, centros de entretenimiento, o prepago de restaurantes (usuales en Japón).

Artículos médicos y de aseo. Algunos ubicados en baños de aeropuerto, bares, restaurantes y clubs, ofrecen artículos comunes como toallas húmedas, hilo, cepillo o pastas dentales, artículos de cuidado femenino o prevención sexual.

Suministros de oficina. Consumibles como papel, plumas, memorias USB, libretas y sacapuntas.

Línea completa, alimentos. Similar al de refrescos y dulces, permite ofrecer distintos tipos de alimentos y botanas, como papas fritas, galletas, fruta fresca, lácteos, comida fría, bebidas calientes, incluso productos congelados.

Venta de cigarros. Suministro de cualquier marca, segregando incluso por tipo (mentolados, light, sin filtro).


Venta especializada. Abriendo el rango a cualquier producto que sea de tamaño manejable para facilitar su comercialización, desde alimento hasta revistas, este tipo de máquinas también se conocen como Kioscos de venta automatizada.





Conoce más acerca de Máquinas Vending haciendo clic aquí