miércoles, 31 de mayo de 2017

Quiero tener un negocio de vending ¿Por dónde empezar?

Negocio de Máquinas Expendedoras


Iniciar tu propio negocio de máquinas expendedoras o vending, en realidad es bastante sencillo: sólo se necesita observar e identificar un buen lugar para colocarla, desarrollar una propuesta para el administrador del espacio y prepararte para una negociación sencilla.

Aquí encontrarás algunos consejos para hacerlo:

Haz una lista de sitios potenciales para tu máquina. Considera que estén en un radio cercano a tu casa o trabajo de modo que no requieras de mucho tiempo para atender el negocio. El lugar inicial te debe permitir ir colocando nuevas máquinas en lugares cercanos, de modo que establezcas una ruta eficiente.

Para seleccionar los espacios, asegúrate de que sean visibles y accesibles tanto para tus clientes como para ti; pero lo más importante es que haya un alto flujo de personas interesadas en los productos que puedes ofrecer. Recuerda que las opciones son casi ilimitadas: comida saludable en escuelas y universidades, bebidas energizantes e hidratantes en centros de acondicionamiento físico, gimnasios y centros deportivos, comida precocinada o lista para el consumo en los ingresos de cotos, torres de departamentos y oficinas, recetarios y libros de nutrición en tiendas de alimentos y supermercados, y un largo etcétera.

Calcula las ganancias potenciales para tu máquina. Visita los sitios potenciales y toma notas: ¿Qué características tienen los clientes potenciales del lugar? Observa la edad, el poder adquisitivo y si la clientela está mayormente compuesta por hombres o mujeres; ¿cuántas personas pasan por el área seleccionada en horas pico y no pico? Calcula el precio promedio de tus productos y haz una estimación de cuántos podrían venderse en un día; después, multiplícalo por treinta para obtener el estimado de las ventas brutas mensuales de tu máquina vending.

Calcula los costos y gastos del negocio. Estima cuánto gastarías mensualmente para llenar, operar y darle mantenimiento a la máquina vending: costos asociados al transporte, inventario de productos y otros insumos como productos de limpieza. Resta este estimado del de las ventas brutas y así obtendrás tu ingreso neto mensual.

Prepara una presentación personalizada para cada dueño o administrador de los espacios que te interesan. Es importante incluir detalles de lo que observaste en cada lugar, así como los beneficios que la disponibilidad de tus productos traerá a las personas de la escuela, oficina o el espacio que seleccionaste. Resume tus responsabilidades respecto a la máquina: quién la monitoreará y cada cuánto tiempo, así como detalles sobre el mantenimiento.
Incluye fotografías de las máquinas. 

Negocia. No ofrezcas comisión si no es necesario, pero propón el pago de una cuota mínima por el consumo de electricidad. Si requieres ofrecer una comisión, describe con detalle el potencial de ganancias de la máquina expendedora y ofrece un porcentaje (bajo o medio al inicio) sobre las ganancias netas. Si es necesario ofrecer más, sube el porcentaje. Deja tu tarjeta de presentación y si te buscan, lleva un contrato de negocios.

Las máquinas vending constituyen un negocio rentable y accesible que requiere de una preparación sencilla, cuya operación implica costos bajos en tiempo y dinero.

¿Qué esperas para empezar? 


Aprende más sobre como comenzar tu Negocio de Máquinas Expendedoras

El ABC del vending. Todo lo que necesitas saber, aquí.

 Negocio de Máquinas Vending


Antes de emprender

Para iniciar cualquier negocio, es indispensable tener claros los pasos a dar y en qué orden hacerlo, de modo que el arranque de la operación sea exitoso.

Lo primero es encontrar el lugar más rentable para colocar la máquina vending. De esto dependerán las ganancias, así que vale la pena tomarse el tiempo para observar espacios, clientes potenciales y competencia.

Una vez hecho esto, hay que convencer a los administradores de los espacios de los beneficios de tener una de tus máquinas expendedoras. Lo ideal será no ofrecer comisiones, sino un pago mínimo por la electricidad. De ser necesario, propón una comisión sobre las ventas netas de la máquina.

El siguiente paso es darse de alta ante el SAT y conseguir los permisos del ayuntamiento.

Selecciona un proveedor confiable que te ofrezca máquinas de buena calidad, piezas de repuesto y mantenimiento.

Finalmente, compra los productos. Ten en mente que respondan al tipo de cliente potencial del lugar seleccionado y que cuenten con características diferentes y más atractivas respecto a los que ofrece tu competencia. Calcula costos y ganancias.

¿Cuál es la mejor manera de operar un negocio de máquinas vending?

Definitivamente, con apoyo de la tecnología. Hoy en día existen softwares permiten dar seguimiento al comportamiento de los productos, las necesidades de llenado, el nivel de monedero y corte de caja entre otros datos que te permitirán administrar tus máquinas de manera eficiente. Lo ideal son los sistemas que cuentan con una app descargable en el teléfono del operador y envían la información a algún sistema administrador para que la analice.

De esta manera, podrás identificar cuáles son tus mejores máquinas y qué productos no están funcionando, tendrás el control de tus inventarios, de las rutas y estarás en condiciones de tomar las mejores decisiones para tu negocio.

Te compartimos algunos tips y mejores prácticas
  • Mueve una máquina vending de bajo rendimiento a una nueva ubicación para aumentar las ventas.
  • Ajusta el precio de tus productos. Encuentra el punto óptimo en el que atraigan clientes y generen más ingresos.
  • Realiza el llenado de las máquinas personalmente para reducir costos de operación.
  • Instala varias máquinas expendedoras para aumentar las ganancias.
  • Calendariza el llenado y la limpieza de tus máquinas con suficiente regularidad. Está probado que los clientes prefieren comprar en máquinas llenas y en buen estado que en las vacías.
  • Dale mantenimiento anual a tu máquina para garantizar su rendimiento óptimo.Esto te ahorrará tiempo y dinero a futuro.
  • Visita frecuentemente el lugar donde se encuentra tu máquina. Los espacios cambian, los negocios alrededor se mueven y esto afectará las ventas.
  • Analiza constantemente tus datos de venta y cambia tus productos por otros que funcionen mejor.


Ahora ya sabes lo que hay que hacer para iniciar y operar un negocio de máquinas vending. Cuidando el proceso previo al arranque del negocio y dándole seguimiento de manera razonable, estarás echando a andar un emprendimiento rentable.


Más información sobre el Negocio de Máquinas Vending

¿Ingresos las 24 horas del día? Es posible con las Máquinas Expendedoras

 Negocio de Maquinas Expendedoras


Las máquinas expendedoras o de vending han demostrado su fortaleza como modelo de negocio desde hace varias décadas en lugares como Estados Unidos o Japón. En este último país, según la Asociación de Manufactureros de Máquinas Vending de Japón citada por Business Insider, actualmente hay alrededor de 5 millones de máquinas expendedoras, con un promedio de una por cada 23 personas y ventas totales anuales de 120 millones de dólares.

¿Por qué las máquinas vending se han mantenido como un buen negocio?

1) El costo por empleados es casi nulo: las máquinas de vending sólo necesitan de un operador que surta productos y recoja el efectivo de manera periódica.

2) El costo por el espacio es muy bajo comparado con un local: en general, los gastos requeridos por un local suelen ser relativamente altos; en cambio, con una inversión baja en la renta de un espacio pequeño, las máquinas expendedoras generan ganancias mucho mayores por metro cuadrado de lo que puede lograr una tienda de venta al menudeo, según comenta Robert Parry, profesor de economía de la Universidad de Kobe en Japón.

3) Cualquier persona lleva monedas o billetes en la cartera para comprar en una máquina expendedora. Todo el mundo usa efectivo cotidianamente en México, al contrario que en otros países donde las tarjetas de crédito y débito constituyen la forma principal de pago.

4) El crecimiento del mercado de alimentos preparados: Los millenials, cada vez más, aprecian encontrar comida lista para consumirse. El New York Times publicó que el 40% de los encuestados de esta generación por Mintel para su reporte de 2015, cree que “el cereal es un desayuno poco conveniente porque hay que limpiar después de comerlo”. Prefieren yogurth o sándwiches que pueden comprar listos fuera de casa.

5) Y lo mejor: Mientras que un local implica gastos de operación altos con un horario de ventas limitado, una máquina expendedora estará disponible las 24 horas para atender el hambre de viajeros trasnochados, familiares de pacientes hospitalizados y personas comunes que vuelven tarde a casa tras un arduo día de trabajo.

Ingresos día y noche los 365 días del año por un costo bajo, es lo que la consolidada industria de las máquinas vending ofrece a quienes invierten en ella.



Solicita más información sobre el Negocio de las Máquinas Expendedoras aquí

Las máquinas expendedoras que revolucionaron el mercado


 Maquinas Vending en Guadalajara


El vending más allá de las papas y los refrescos.

Las máquinas expendedoras o vending son excelentes opciones para echar a andar modelos de negocio innovadores, con una inversión de tiempo y dinero mínima.

En México, es común encontrar máquinas vending que ofrecen los típicos refrescos, papas fritas y caramelos. Sin embargo, ¡hay un mundo de posibilidades rentables por explotar! Y en este ámbito, los asiáticos son un ejemplo a seguir por su creatividad.

¿Sabes lo que puedes comprar en las máquinas vending de Japón?
Cosas útiles: pilas, paraguas, anzuelos de pesca…

¿Qué te parecería encontrar en una oficina de trámites públicos mexicana una máquina que ofreciera productos como estos? plumas, lápices, engrapadoras de bolsillo, cajitas de clips, paquetes pequeños de hojas blancas, celulares, audífonos, cargadores de celular, pilas, tarjetas de tiempo aire… o hasta algún anzuelo para convencer al funcionario en turno…

Cosas que alimentan el alma: amuletos en los templos budistas, libros, películas…

¿Te imaginaste una máquina vending a la entrada de algún santuario mexicano ofreciendo medallas, folletos de oraciones, rosarios, figuritas y estampas de santos? ¡Nosotros también!

¿Y qué tal recetarios y libros de nutrición en una máquina vending en tiendas de conveniencia, mercados y supermercados?

Cosas para alimentar el estómago: vasitos de fideos instantáneos, platos de fideos calientes, sushi, botellas de sake, vasos de sake listos para consumirse, arroz, rebanadas de manzana deshidratada, botellas de salsa y cajitas de huevo.

¡Sí! Comida lista para consumirse o ingredientes como botellas de salsa, cajas de harina para hot cakes, frascos de café, cajitas de puré de tomate; comida sana como ensaladas, sushi, baguettes, frutos secos o fruta deshidratada; antojos como burritos y hamburguesas que sólo requieren calentarse: ¿por qué no encontrarlos a la entrada de torres de departamentos?

Todos apreciamos evitarnos una vuelta a la tienda o tener comida lista cuando llegamos tarde  y cansados a casa.

Cosas insólitas: ropa interior nueva, sellos, carritos de juguete…

¿Por qué no instalar una máquina vending de pequeños regalos interesantes a la entrada de un cine o en un centro comercial?

En realidad, iniciar un negocio como este es más sencillo de lo que crees. La inversión es baja y genera ganancias dedicándole poco tiempo. Lo más importante es encontrar un espacio con alta circulación de personas que tengan una necesidad en común.

¿Qué vender? ¡La imaginación es el límite!


Para más información sobre las Máquinas Vending, Contáctanos

jueves, 4 de mayo de 2017

Lo que existe y lo que está por escribirse: aplicaciones para negocios vending

Aplicaciones-para-negocios-vending


El concepto de las máquinas para hacer ventas automatizadas no es nuevo, pues hay registros sobre inventos hechos en tiempos de la antiguos griegos, que dispensaban agua consagrada al recibir monedas. El concepto es retomado en el siglo XVII por los ingleses y sigue hasta la era moderna.

Las empresas y los inventores buscaron múltiples productos que podrían ahorrar dinero y tener mayor presencia de marca en las ciudades sin tener que contratar más personas.

Repartición de periódico, dulces macizos y gomas de mascar, presentaban una nueva avenida de ingresos con bajo costo en la inversión de equipo. Hace unas décadas, las máquinas despachadoras de cigarros tuvieron un fuerte auge, para luego tener regulaciones especiales por no tener forma de restringir la venta a menores de edad.

De la década de los noventas en adelante, las máquinas vending empiezan a tener mayor popularidad pues su diseño es más sofisticado y personalizable, para poder vender galletas, frutas frescas, se empiezan a popularizar los modelos de máquinas vending que incluyen alimentos y bebidas calientes o fríos, abriendo un mundo de posibilidades a los inversionistas y mayor comodidad para zonas distanciadas de las tiendas de conveniencia, además de su incansable horario de trabajo.

Los cambios en las máquinas siguen sorprendiéndonos. En años recientes, las innovaciones, los nuevos métodos de comunicación y los cambios del mercado no las han hecho obsoletas; al contrario, sacan provecho de la tecnología y los expertos en marketing para las grandes empresas han sabido encontrar soluciones creativas para activación de nuevos productos, reconocimiento de marca y lo mejor, más ventas.

Un ejemplo notable es lo que la empresa del software Snapchat, pues crea gran expectativa al lanzar unos lentes que integran de forma ingeniosa la funcionalidad de foto y video para luego publicar en su plataforma. Todo esto hecho con una máquina vending personalizada con botones especiales y monitores, que además de hacer de la compra toda una experiencia, es capaz de hacer transacciones con tarjeta de crédito y despachar los lentes en un paquete especial. En Nueva York y otros puntos estratégicos, el resultado de la campaña produce filas de hasta cuatro horas de duración, para poder hacer la compra e interactuar con la máquina/mascota de Snapchat.

Lingotes de oro, pizzas recién hechas, zapatos y medias, sombrillas, libros y revistas, podría decirse que las aplicaciones y personalizaciones que podrías tener en tu equipo está restringido parcialmente al presupuesto y en mayor medida a tu imaginación.

Las bondades de la plataforma vending como base de un negocio

Bondades-del-vending-como-base-de-un-negocio

En tiempos de explosión poblacional, inestabilidad económica y saturación del mercado, la idea de iniciar un negocio puede ser algo intimidante. Las posibilidades y riesgos son elevados y para la mayoría de propuestas existe alguien que ya ofrece un producto o servicio similar.

No con ésto deseamos fomentar el miedo; planear, conocer el mercado y tener la disposición para entrar de lleno son parte fundamental para sobrevivir en este mundo tan competitivo.

Por lo general, los negocios necesitan un tiempo para despegar, pasar el punto de equilibrio y empezar a generar ganancias de forma estable. Cinco a diez años puede ser la ventana de tiempo para que esto suceda, por las elevadas inversiones y el tiempo que se crea arraigo y base de clientes. A diferencia de ésto, las iniciativas basadas en cadenas de distribución automatizadas con máquinas vending rompen con la norma y nos presentan múltiples ventajas:

-La recuperación de la inversión sucede más pronto, dado a que la inversión es menor. Básicamente es la adquisición de la máquina y su instalación en un domicilio estratégico; mientras se elija un buen lugar y la selección de productos sea acorde a los clientes potenciales de la zona, el retorno puede suceder en el primer par de años.

-Las máquina se encarga de las ventas. Ventas los 365 días del año, 24 horas al día. Nuestra interacción es para asegurar que tiene inventario, dar limpieza, sacar el dinero y revisiones de rutina para asegurar que todo funciona. Esto implica a lo mucho un par de horas a la semana.

-Se tiene una gran flexibilidad al elegir el tipo de productos a vender. No estamos limitados a vender golosinas y bebidas; dependiendo de los indicadores y nuestros estudios del lugar, podemos incluir libros, ropa, aparatos electrónicos y más.

-Las máquinas vending que podemos conseguir actualmente han pasado por años de perfeccionamiento para hacerlas durables por lo que las necesidades de mantenimiento se vuelven mínimas. Son a prueba de robos y vandalismos, que pueden ser configurables para monitoreo a distancia y para funcionar con distintas formas de pago electrónico.

-Son bien recibidas. Para lugares de trabajo y puntos de reunión en departamentos y hospitales, el poder contar con un refrigerio o productos para necesidades de ocasión sin importar horario, es de alto valor para los usuarios.

-Es un modelo de negocios de crecimiento modular, pudiendo operar con una sola máquina o mil, dependiendo de nuestros planes. Para probar diferentes resultados o para contratos temporales, podemos relocalizar las máquinas con facilidad.

Cinco elementos clave que no deben faltar para iniciar un negocio

Elementos-clave-para-iniciar-un-negocio


Cada negocio con el que nos aventuramos es un pequeño mundo con sus reglas, fortalezas y debilidades. Cada giro tiene sus particularidades pero podemos tomar las piezas elementales que son similares para todos ellos, siendo punto central la preparación y la flexibilidad para evolucionar en respuesta a las reacciones del mercado.

Con respecto a las necesidades de un negocio de expendios automatizados, tenemos cinco puntos a considerar:

1. Establecer la prioridad del negocio. Mientras que se defina bien la severidad, propósito y tiempo que se le dedicará, nos evitará los dolores de cabeza, malos entendidos y esfuerzos innecesarios. ¿Es un negocio al que deseamos dedicar tiempo completo o simplemente buscamos un ingreso extra?¿O queremos un negocio que libere nuestras horas para poder dedicarnos a nuestra familia, viajes y estudios? Teniendo ésto claro, sabremos tomar mejores decisiones, evitando iniciativas que se salgan de nuestros objetivos.

2. Número de máquinas. Podemos tener el capital para comprar varias máquinas vending, pero debemos contemplar si podemos dar servicio de calidad de manera constante.

Con esto nos referimos a ir a dar limpieza a las máquinas, llenar de producto y retirar dinero acumulado, además de invertir tiempo en buscar productos y transportarlos. La gran ventaja de estos equipos es que no requieren de mucho tiempo para mantenerlos surtidos, es posible tener varias máquinas y poder ser manejadas por una persona; para operaciones más grandes, arriba de las veinte máquinas, necesitaremos logística eficiente y planeación más precisa.

3. Proveedor. Existen varias marcas internacionales y proveedores regionales a los que podemos acudir; será importante evaluar su ofrecimiento, pues comprar la máquina es parte del camino. Las mejores empresas buscan una relación a largo plazo con sus clientes, por lo que ofrecen soporte técnico, garantías, taller de servicio y partes como ventajas para quien adquiere máquinas con ellos.

4. Tipo de productos. Ya que tenemos definidos los puntos previos, el siguiente paso es decidir lo que se venderá. Aquí tenemos que distanciarnos un poco de nuestros gustos personales; dependiendo de los domicilios potenciales para instalar la máquina, o máquinas, tenemos que dedicar un tiempo a conocer el tipo de consumidor de las respectivas zonas, alcance económico, horarios pico, hábitos e intereses, negocios competidores a la redonda, para tener perfiles más claros y lo que usualmente desean comprar. Esto también nos dará oportunidad de saber si podemos incluir productos más costosos, sin miedo a que se queden sin vender.

5. Mantenimiento y seguridad. Ya habiendo confirmado el alcance y nivel de compromiso con el negocio, hay que definir periodicidad para ir a visitar a las máquinas y asegurar que todo está bien. Resurtir, limpieza, retirar dinero y verificar que no hay desperfectos. Aunque las marcas reconocidas tienen una construcción sólida y varias protecciones para evitar robos y actos vandálicos, es importante no dejar el equipo desatendido por periodos prolongados.

75% de los emprendimientos fracasan en México... ¿Por qué?

Emprendimientos-que-fracasan-en-méxico


Iniciar un negocio es una tarea abierta para quien tiene capital y valor para emprender; el riesgo está en que hay demasiadas cosas que pueden fallar durante su crecimiento que muchos no sobreviven. Según datos colectados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI) y el Instituto del Fracaso, éste último de reciente creación que toma las experiencias de los emprendedores para aprender y fortalecer propuestas, presentan la escalofriante cifra del 75% como el porcentaje de negocios en México que fracasan en su segundo año.

Como dato suplementario, de los cuatro millones de empresas consideradas en un estudio hecho por el INEGI, el Instituto Nacional del Emprendedor (INADEM) y el Banco Nacional de Comercio Exterior (BANCOMEXT), conocido como la Encuesta Nacional sobre Productividad y Competitividad de las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas, (ENAPROCE) nos presenta que de toda esa población, 97.6% de ellas son microempresas, poniendo en perspectiva la cantidad de negocios que podrían convertirse en las estadísticas del fracaso.

Ante este panorama nos viene a mente algunos cuestionamientos... ¿por qué fallan? Dentro de los principales causas encontradas, están:

-La inestabilidad financiera para sostener el proyecto en su arranque, al grado de sacrificar en gastos personales y descapitalizarse hasta que les obliga encontrar trabajo para conseguir otro ingreso. Al inicio es necesario tener ahorros o el soporte de capital necesario para sobrevivir hasta que el negocio comience a ser autosuficiente.

-El emprendimiento de forma empírica. La vida real y la competencia hacen que sea difícil cubrir todos los factores, pero el enfoque de sólo poner dinero y confiar en nuestro colmillo deja demasiado margen para que las cosas se vengan abajo.

-Sin tareas y responsabilidades bien definidas. Muy común cuando se hacen negocios con socios y no queda claro quién tomará decisiones, o divisiones porque se carga el trabajo para uno mientras que los otros se deslindan.

-Manejo sano de contabilidad y finanzas. Un punto delicado, cuando son expertos en otras áreas y dan por hecho el manejo del dinero, compras y reportes fiscales.

-Sangrar el negocio. Se debería tener el respaldo económico aparte y la disciplina para dejar que las entradas de dinero vayan recuperando la inversión, para proteger el crecimiento del negocio.